Español   EnglishEnglish   Vietnam

Otras Noticias

Home    Jefe    Hugo Chavéz
Hugo Chavéz

HUGO CHAVEZ FRIAS
(1954-2013)

Hugo ChavézI

Presidente Constitucional de la República en tres periodos transcurridos entre 1999 y 2013; oficial de carrera egresado de la Academia Militar de Venezuela; propulsor de las ideas filosóficas – que hoy gravitan entre las expectativas del pueblo venezolano y más allá de sus fronteras- sobre el Socialismo del Siglo XXI; protagonista fundamental en la creación de entes de integración regional que repercuten favorablemente en el desarrollo de América Latina y el Caribe en sectores: políticos, económicos y culturales.

Sus sueños juveniles eran hacerse profesional del béisbol y jugar en las Grandes Ligas en los Estados Unidos. Con este propósito ingresa a la Academia Militar. Más que por el amor a las artes militares él suponía que allí podría formar parte del equipo de beisbol de la Institución y abrirse paso hacia el mundo de la profesionalidad deportiva. Pero no fue así. En la medida en que se compenetraba con los estudios sobre todo de Historia de Venezuela la idea de ser “pelotero” poco a poco fue quedando atrás; mientras se sumergía con avidez en el vasto universo de los contenidos culturales y humanísticos presentes en el contenido de los pensas académicos, Chávez iba siendo absorbido por ideas políticas que finalmente primaron sobre su interés primigenio.
Otra de sus atracciones juveniles era el canto y la poesía con énfasis en la declamación y en las coplas llaneras. Su apego a las expresiones propias de la cultura autóctona lo hizo distinguir entre sus compañeros de estudios en los actos culturales de la academia castrense y posteriormente -en su madurez- cuando le tocó comunicarse con grandes masas populares, en la efervescencia de su carrera política, sus aptitudes histriónicas y compenetración con las raíces del folclor llanero le permitieron una particular identificación con los sentimientos del pueblo venezolano, que lo condujo a la victoria popular las veces que su nombre figuró en consultas electorales.

II

Hugo Chávez nació el 28 de julio de 1954 en Sabaneta, Estado Barinas, villorrio de la región suroccidental de los llanos venezolanos, Suramérica, en el seno de una humilde familia de dos maestros de primeras enseñanzas: Hugo de los Reyes Chávez y Elena Farías.

Fue el segundo de seis hermanos. Desde temprana edad sufrió los rigores de la pobreza. Por decisión de su padre el hogar de su abuela paterna Rosa Inés Chávez, ubicado en la población de Sabaneta, Estado Barinas, se convirtió en teatro vivencial de su niñez y posterior adolescencia junto a su hermano mayor Adán, quien ejercerá en él un faro importante en su proceso de formación intelectual e ideas políticas. Adán desde el activismo social que ejercía en las agrupaciones de izquierda en las cuales militaba en la etapa de estudiante en la Universidad de Los Andes, en la ciudad de Mérida, guió a su hermano Hugo (ya en la Academia Militar en Caracas) sobre caminos que debería transitar en el proceso evolutivo de sus inquietudes humanistas. Adán y Hugo formaron un binomio que perduró armonioso e inseparable por siempre.

Allí en casa de “mamá Rosa” como solía llamarla cariñosamente - quien más tarde sería un destacado líder de la integración latinoamericano y reivindicador contemporáneo de las teorías y prácticas del socialismo-, aprendió las letras del abecedario castellano y los números; además, colaboraba con el sustento familiar como vendedor ambulante de “granjerías” de consumo popular. Su abuela le enseñó a leer, a sumar y restar, hasta que ingresó a la escuela oficial.

A los 17 años de edad obtuvo el título de bachiller y posteriormente, a escasas semanas, fue aceptado en la Academia Militar, en Caracas, de donde va a egresar el 5 de julio de 1975, a la edad de 21 años, como licenciado en Ciencias y Artes Militares en la especialidad de Ingeniería, mención terrestre, con el grado de Subteniente. Ese mismo año, realiza un “Curso Básico de Comunicación y Electrónica”, en el cual se destaca como el mejor estudiante; Hugo Chávez obtuvo las calificaciones más altas en los diversos cursos que realizó durante su formación académica.

En 1977 es ascendido a Teniente y efectúa el “Curso Medio de Blindados del Ejército” (1979), ocupa el primer lugar entre los participantes; en 1982 fue ascendido a Capitán, entonces realiza otro curso más avanzado de blindados que culmina un año después, en 1983, distinguiéndose nuevamente como el primero entre sus condiscípulos.

Continuó su carrera militar hasta ascender al grado de Teniente Coronel el año 1990. Finalmente se matricula en un “Curso de Comando y Estado Mayor” en la Escuela Superior del Ejército en los años 1991/1992, habiendo acumulado colateralmente experiencias como docente en áreas de estudios superiores y mediante la Maestría sobre Ciencias Políticas que imparte la Universidad Simón Bolívar (1989-90); a cuyas experiencias se agrega haber participado en el “Curso Internacional de Guerras Políticas” en Guatemala, Centroamérica, el año 1988.

III

Hugo Chávez figura el año 1982, entre los cofundadores del Movimiento Bolivariano 200 (MBR-200), una agrupación de jóvenes militares y civiles inspirada en ideas nacionalistas que se nutría de los postulados intelectuales patrióticos y revolucionarios de El Libertador Simón Bolívar, (1783-1830); Simón Rodríguez (1769-1854), pedagogo y escritor, maestro de Bolívar, imbuido en el pensamientos de enciclopedistas como Rousseau y Saint- Simón; y Ezequiel Zamora (1817-1860), líder progresista liberal quien comandaba en su condición de General del Ejército patriota agrupaciones campesinas que luchaban por una distribución justa de la tierra y por una Nación de hombres libres; lideró la Guerra Federal (1859-1863), el enfrentamiento bélico más largo y más costoso entre liberales y conservadores de la historia de la Venezuela del Siglo XIX.

De las enseñanzas de estos tres personajes de la historia nacional (Bolívar- Rodríguez- Zamora), surgió el apelativo “árbol de las tres raíces” que Chávez utilizó como instrumento de lucha contra la corrupción y antivalores que caracterizaban a la Venezuela de mediados del Siglo XX, gobernada por los partidos Acción Democrática de tendencia socialdemócrata y Copei, de filiación socialcristiana, los cuales asumieron la conducción gubernamental del país luego del derrocamiento, el 23 de enero de 1958, de la dictadura militar del General Marcos Pérez Jiménez.

Los citados partidos políticos (AD, Copei y URD, excluyendo al Partido Comunista) suscribieron un convenio (31-10-1958) supuestamente para institucionalizar un sistema de gobierno democrático en el país, que denominaron “Pacto de Punto Fijo”; pero hicieron todo lo contrario, AD y Copei, se alternaron la Presidencia de la República, cada cinco años, sumiendo a la Nación en las más diversas expresiones de inmoralidad y corrupción.

Dilapidaron los recursos multimillonarios provenientes de la venta de petróleo, hasta el punto de conducir a la miseria a uno de los países más ricos del mundo dado sus abundantes yacimientos de hidrocarburos. Un país (con un poco más de 20 millones de habitantes, para entonces, asentados en una superficie territorial superior a más de 912 mil 50 Km2) cuyas arcas percibieron entre los años 1973 y 1993, por concepto de renta petrolera, 240.000 millones de dólares. De manera deplorable -en esas dos décadas- las dos terceras partes de la población venezolana se encontraban en un estado lamentable de pobreza crítica.

Los partidos del Pacto de “Punto Fijo” derrocharon un promedio de 10 “Planes Marshall”. El Plan Marshall fue la cifra de 17 mil millones de dólares que finalmente se elevó a 30 mil millones de dólares, que Estados Unidos prestó para la reconstrucción de Europa occidental devastada a raíz de la II Guerra Mundial.

IV

Esa era la Venezuela que desde los cuarteles veían los ojos del joven militar Hugo Chávez Frías y sus compañeros de generación.

El Partido Comunista y otras agrupaciones políticas de entonces habían decidido desde los años 60, combatir con las armas a través de una guerra de guerrilla, a los gobiernos corruptos de la época.

El oficial Hugo Chávez en su condición de militar activo formó parte del ejército de “Cazadores” como se denominaba la organización uniformada que hacía frente a la guerrilla constituida en buena parte por estudiantes y profesores universitarios que unidos a obreros y campesinos habían instalado sus centros de operaciones en las montañas venezolanas; Chávez llegó a ser Comandante de uno de los batallones de “Cazadores” que perseguía a los guerrilleros. Sin embargo los valores nacionalistas obtenidos en los cursos de la Academia Militar imprimieron en él cierto grado de sensibilidad y sentido de patria, que unidos a la influencia de su hermano Adán quien, de una u otra forma, continuaba “alimentando” la sed de conocimientos de Hugo con libros y argumentos de contenidos ideológicos marxistas, quizá, influyeron en los principios éticos y morales que rigieron su conducta durante el ejercicio de las distintas misiones que le fueron encomendadas en el ejercicio de su carrera militar.

En ese entonces ocurrieron varios intentos insurreccionales en el seno de la Fuerza Armada y protestas por parte de la sociedad civil, entre las que destacan las ocurridas los días 27 y 28 de febrero al 8 de marzo de 1989, de forma escalonada, caracterizadas por marchas y ruidosos “cacerolazos” que emergían desde casas, apartamento y humildes viviendas de las barriadas populares en Caracas y en buena parte del territorio nacional -a distintas horas del día y la noche- en rechazo al deterioro económico y social que se acentuaba por doquier y que a partir de allí tomaba nuevos rumbos debido a las recomendaciones que formulaban los especialistas del Fondo Monetario Internacional (FMI), centradas en un paquete de medidas económicas que pasaba por aumentar el precio de la gasolina y por ende del costo del servicio del transporte público en un ciento por ciento. El Presidente de la República, Carlos Andrés Pérez, socialdemócrata neoliberal, hacía un mes se había juramentado en el cargo. Era su Segundo mandato. lo había hecho con un discurso anti FMI. Su primera presidencia (1989-1993) Pérez había contado con un singular apoyo de los precios petroleros y pudo gastar presupuestos de características sauditas; pero ahora, en la segunda, la situación era distinta, desfavorable en materia económica. El pueblo que obnubilado por los mensajes de la campaña electoral creyó que este segundo mandato sería igual al anterior y votó por él, sentía que había caído en una “trampa” electoral.

Reclamaban la presencia de un liderazgo con valores éticos contrarios a los que presenciaba en el gobierno. No estaba satisfecho con la forma demagógica como CAP, trataba de justificar las fallas en la economía de su gobierno.

Esas expresiones de desagrado de la ciudadanía repercutían de manera determinante en los sentimientos patrióticos del oficial Chávez y de sus contemporáneos compañeros de armas, ya agrupados y en proceso de formación política mediante lecturas y círculos de estudios ideológicos clandestinos desde hacía siete años en el MBR-200.

La población tras la búsqueda de interlocutores válidos que canalizaran sus expectativas volcó su angustia hacia el saqueo de negocios y supermercados el 27 de febrero de 1989, que se conoce en la historia reciente como “El Caracazo”. El Gobierno neoliberal de CAP, reprimió de manera brutal y genocida aquellas manifestaciones espontáneas populares que se oponían al aumento de de los pasajes y a la aplicación de las “recetas” que recomendaban los especialistas del FMI.

Hubo miles de heridos y centenares de muertos, hasta el punto de que a éstos -por falta de ataúdes- fueron enterrados en fosas comunes cuya cantidad, hoy, a casi tres décadas, no ha sido cuantificada.

En este marco de descontento popular los jóvenes oficiales del MBR-200 en connivencia con sectores civiles optaron por dar tres años después de “El Caracazo”, un golpe cívico-militar contra el gobierno de CAP, el 4 de febrero de 1992.

El golpe fracasa y allí el oficial Hugo Chávez Frías tiene su primer contacto con el país a través de una alocución por cadena de radio y televisión y medios internacionales de noticias. En escasos minutos. Ya detenido por las fuerzas leales al Gobierno. Convoca a sus compañeros de armas para que depongan las acciones golpistas en aras de evitar más derramamiento de sangre. Desde allí, el soldado en su ocaso en medio de su laberinto por el destino incierto del momento pidió a sus correligionarios detener ‘por ahora’ el uso de las armas:

…Compañeros, lamentablemente, los objetivos que nos planteamos no fueron logrados en la ciudad capital; es decir, nosotros acá en la ciudad de Caracas no logramos controlar el Poder. Ustedes lo hicieron muy bien por allá, pero ya es tiempo de evitar más derramamiento de sangre, ya es tiempo de reflexionar, vendrán nuevas situaciones y el país tiene que enrumbarse hacia un destino mejor. Así que oigan mi palabra, oigan al Comandante Chávez que les lanza este mensaje para que, por favor, reflexionen y depongan las armas, porque en verdad los objetivos que nos hemos trazado a nivel nacional es imposible que los logremos. Compañeros oigan este mensaje solidario, les agradezco su lealtad; les agradezco su valentía su desprendimiento y yo ante el país, ante ustedes, asumo la responsabilidad de este movimiento militar bolivariano ¡hasta luego¡

Lo que en principio para algunos pudo verse como un fracaso total, para otros –ese por ahora- llevaba implícito un mensaje premonitorio. El pueblo se sintió identificado con este joven militar de treinta y ocho años de edad. Percibió en él la expresión de un patriotismo que reflejaba en él al hombre que podía conducir los destinos del país.

Chávez sale en libertad dos años después debido a un indulto presidencial e inicia un recorrido por el país en una interacción creadora con el pueblo. El Movimiento político V República (MVR) propone su nombre como candidato presidencia en las elecciones de 1998, en las cuales resulta ganador de manera abrumadora con 54,20 por ciento del total de los votos. Desde allí no detuvo su marcha revolucionaria; modificó la Constitución Nacional mediante un referéndum revocatorio que obtuvo el 70 por ciento de los votos; reformó leyes; democratizó al país; asumió un liderazgo inusitado a nivel de la creación y fortalecimientos de los movimientos integracionistas latinoamericanos y caribeños; ganó todas las consultas electorales constitucionales convocadas en forma sucesiva hasta el año 2013, cuando fallece debido a una terrible enfermedad a la edad de cincuenta y nueve años. Su muerte no sólo enlutó al pueblo de Venezuela sino a los revolucionarios de América Latina y el mundo.
 
Agosto, 2014
NRA
Boletín 25-7

(07/25/2017)

Boletín 24-7

(07/24/2017)

Boletín 21-7

(07/21/2017)

Caracas: 15:34
VietNam: 03:04

tour du lich dao coto

Tour mù cang chải

Tour sapa

Vé tàu Sapa

Tour đảo Ngọc Vừng

Tour đảo Quan Lạn

Tour đảo cô tô

Tour Trà Cổ

Tour viếng mộ Đại tướng Võ Nguyên Giáp

Tour Đà NẵngTour đảo Ngọc VừngTour Mộc Châu Tour viếng bác giápTour viếng mộ Đại tướng Võ Nguyên GiápDu lịch đồng bằng sông Cửu LongTour SapaTour Điện BiênTour đảo Phú QuốcTour Mù Cang ChảiKhách sạn Mũi NéKhách sạn Phú QuốcTour đảo Cát BàTour Trà CổTour Hạ LongDu lịch đảo Cát BàTour đảo cát bàDu lịch Quan LạnTour đảo Quan LạnTour đảo cô tôDu lịch đảo cô tôDu lịch đảo Ngọc VừngTour Hàng Châu Tô ChâuTour SigaporeTour Thái Lan gia rẻ Du lịch Phú QuốcTour Đà Nẵng Hội AnTour Nha TrangTour Yên Tử - chùa Ba VàngTour Hà GiangTour biển Sầm SơnTour biển Cửa LòTour biển Hải TiếnTour biển Hải Hòa